¿Compras por internet?

¿Compras por internet?

La semana pasada se realizó en Bogotá la presentación del portal Bionexo, especializado en Ecommerce para la salud. Con ésta, ya son varias las iniciativas para promover las compras por Internet en diferentes sectores. Sin embargo, aún hay que superar muchas barreras para lograr su adecuada implementación.

Hace unos días acompañé a una amiga a cotizar unos tiquetes aéreos por Internet, para un viaje que tiene planeado con su familia en las próximas 'vacaciones de Semana Santa'. En sólo 15 minutos recorrimos más de cinco sitios web, donde encontramos variedad de ofertas y precios tan atractivos, que hasta el momento ninguna agencia de viajes le había ofrecido. Estábamos a solo un clic de comprarlos, cuando a ella le surgieron varias dudas en cuanto a la seguridad de pagar con su tarjeta de crédito por Internet, la garantía de recibir sus tiquetes a tiempo y la falta de un soporte que le garantizara la compra por la red.

Después de hacer varias llamadas para conocer las experiencias de otras personas con las compras por Internet, prefirió parar todo el proceso e irse directamente para la agencia de viajes, aunque ésto le significara pagar un poco más por cada uno de los tiquetes.

Las referencias que obtuvo Viviana sobre el e-commerce fueron positivas. "Es fácil y seguro", le dijeron algunos conocidos que ya habían vivido la misma experiencia. Sin embargo, ella encontró que aún son pocas las personas que han probado este canal de compras en Colombia y por eso prefirió esperar un poco antes de tener la experiencia.

Aunque la oferta para realizar compras por Internet es cada vez más amplia en todo el mundo y Colombia no es la excepción, aún hay cierto excepticismo frente al tema.

Hoy es posible comprar tiquetes aéreos, planes turísticos, libros, música, flores, tecnología y hasta mercados por Internet, pues las grandes superficies tienen habilitados sus sitios virtuales y hacen entregas a domicilio en tiempos mínimos establecidos.

Hace unos días se presentó también el portal Bionexo, mediante el cual 1.068 proveedores de medicamentos, textiles y equipos para el sector de la salud ofertan sus productos para agilizar las compras en clínicas y hospitales. La iniciativa está respaldada por la Asociación de Clínicas y Hospitales de Colombia. Sin embargo, de las 300 clínicas y hospitales que pertenecen a esta asociación sólo 10 han decidido apostarle a este canal. Según Rodolfo Scarpetta, gerente de Bionexo para Colombia, "en 10 meses que lleva funcionando el portal se han transado $25.000 millones, que representan el 25% del total de las compras que hacen mensualmente estos 10 hospitales".

Esto pasa -según los expertos- porque las empresas se han preocupado por crear espacios para las compras en Internet, pero se han olvidado de crear una cultura positiva frente al uso del canal. "Aún hay quienes creen que las compras por Internet son impersonales y que se pierde la oportunidad de disfrutar los escenarios físicos, conocer nuevas personas y tener contacto con los productos. Otros las ven como un riesgo innecesario y unos más sienten temor ante la falta de un recibo que soporte la transacción", dice Scarpetta.

A nivel corporativo también persisten muchas dudas frente al tema. Los empresarios tienen claro el potencial de Internet para los negocios y cada vez invierten más en tecnología para mejorar su oferta en la red, pero a la hora de comprar productos y servicios se inclinan por el método tradicional de visitar a los clientes y tener entrevistas personalizadas para concretar los negocios.

La situación es similar en todos los países de América Latina. Según un informe del portal CNN expansión.com, con datos de Google, en México el 56% de las compras que se hacen en el país se inician por Internet, pero sólo entre el 10 y 15% de las mismas se concluyen en línea, es decir que el porcentaje restante se queda en consulta de precios y comparación de oferta, tal y como le sucedió a mi amiga Viviana.

Las estadísticas internacionales indican que Canadá y Estados Unidos son los países más avanzados en el tema. La penetración del e-commerce supera el 50%, pero aún hay espacio para crecer. En América Latina, el país con mayor desarrollo en la materia es Brasil.

¿Qué falta?

Las iniciativas para promover las compras por Internet son cada vez mayores e incluso los sitemas bancarios vienen fortaleciendo su infraestructura para garantizar la seguridad a la hora de realizar los pagos con tarjetas débito y crédito.

Esto ha permitido que en muchos países se pierda un poco el temor frente a las compras en Internet. Según la red de tarjetas Visa, en 2009 las transacciones realizadas en la región de Latinoamérica y el Caribe sumaron 10.000 millones de dólares, lo que representó un crecimiento del 42 por ciento con respecto al 2008.

Sin embargo, la cifra aún es baja si se compara con la magnitud de las inversiones que se están realizando en tecnología, tanto en las empresas como en el sector financiero. Estudios realizados por Forrester Research y por Gartner sostienen que el potencial para la evolución del e-commerce es alto. Sin embargo, más que incrementar la oferta, se requiere de crear una cultura positiva al rededor del tema, esto implica garantizar la seguridad en las transacciones, ofrecer plataformas ágiles y fáciles de usar y darles beneficios de valor agregado a los clientes que se animen a comprar por Internet. Si esto sucede, será posible cumplir con las previsiones que han hecho las investigadoras de mercado para el sector.

Un estudio de Forrester Research publicado en la revistadeinternet.com indica que para el 2014 las ventas por Internet en Europa llegarán a los 249 billones de dólares, impulsadas especialmente por la venta de libros, música, entradas a sitios públicos, vestuario y productos de software y hadware.

Gartner, por su parte, ha vaticinado que para el 2014 habrá unos 3.000 millones de usuarios en el mundo capaces de hacer transacciones electrónicas por Internet o por telefonía móvil, lo cual llevará a la apertura de nuevos espacios para estimular las compras a través de este canal.

En efecto, Louis Vuitton anunció para el próximo 6 de abril la apertura de una nueva tienda electrónica, que se suma a las que ya tiene en Francia, Reino Unido, Estados Unidos, Japón, Italia y Alemania, donde ha logrado buenos resultados.

El campo de acción es amplio y las posibilidades de crecer son enormes para las empresas que decidan apostarle a este tipo de comercio. Biomax lo tiene claro y le apunta a incrementar el número de transacciones en los próximos meses, hasta llegar a los $200.000 millones antes de finalizar este año.

Las agencias de viajes y el comercio en general también le seguirán apostando fuertemente al tema. Pero, así mismo, se enfrentan al reto de iniciar un proceso de transformación que les permita ofrecer mayor transparencia y responsabilidad, al punto de lograr que personas como Viviana den el clik definitivo con toda la confianza para hacer que el e-commerce se convierta en un verdadero impulso al comercio en Colombia y en el mundo.


En el artículo 'Comprar por Internet: aumente la confianza y disfrute de los beneficios', a propósito del tema, su autora presenta una serie de compañías que han encontrado en el e-commerce grandes beneficios, abriéndose camino en el mercado nacional. Y brindándole a sus usuarios y clientes la comodidad, inmediatez y seguridad a través de las compras online.

e-max.it: your social media marketing partner
Read 136482 times
Adriana Camargo Gantiva

Asesora
Corporación Colombia Digital