Principales tendencias tecnológicas para el 2010

Principales tendencias tecnológicas para el 2010

  • Las tecnologías limpias volverán a adquirir relevancia, pero la solar se mantendrá a la sombra.
  • 2010 será el año del usuario: el aprovisionamiento de TI se hará personal.

  • La práctica de Tecnología, Medios y Telecomunicaciones (TMT) de Deloitte reveló sus predicciones tecnológicas para este año y destacó que el despegue de las computadoras tipo net tablets, el uso de tecnologías limpias y la apropiación de las TIC se convertirán en hechos relevantes para este año.
    Según Jolyon Barker, líder global de la práctica TMT de Deloitte, “el auge del net tablet podría obstaculizar el crecimiento del naciente mercado de lectores digitales. Por cada millón de net tablets vendidas se verá un impacto correspondiente en el mercado de los lectores digitales o e-readers. También prevemos que en el 2010, un considerable número de decisiones de compra empresariales estará basado más en las preferencias de los empleados individuales, que en los criterios tradicionalmente implementados por los departamentos de tecnología de la información (TI) de las empresas”.

    Deloitte también proyecta que este año, la denominada Infraestructura de Escritorio Virtual (Virtual Desk Infrastructure), un modelo de computación basado en clientes ‘ligeros’ o sin estado, y aplicaciones y poder de procesamiento centralizados, será tomada más seriamente que en años anteriores. Se estima que un volumen proyectado de un millón de terminales se convertirá en clientes ligeros en 2010, contemplando implementaciones de gran tamaño que representarán, cada una, miles de nuevos terminales ligeros. Los estimativos de la consultora, apuntan que para el 2015 los dispositivos de clientes ligeros (también llamados thin clients) podrán representar el 10% del total de dispositivos de clientes empresariales.


    Tecnologías limpias


    tecnologias limpiasSegún Deloitte, el desempeño del sector de tecnologías limpias tendrá un comportamiento inconsistente, pues aunque la demanda de energía solar probablemente tendrá un sólido crecimiento en 2010 y 2011, se verá afectada por algunos recortes en los subsidios gubernamentales y una baja sustancial en las tarifas de energía eléctrica tradicional que minarán el ímpetu de su crecimiento proyectado. En consecuencia, se espera que el sub-sector de la tecnología solar reporte unos niveles de desempeño inferiores a los alcanzados por la industria general de tecnologías limpias.

    Jim Sloane, socio principal de la práctica de Tecnología de Deloitte, sostiene que “en 2010, el mundo será testigo del establecimiento de la primera planta cementera que emite proporciones mínimas de carbono a escala de laboratorio, contribuyendo significativamente a los esfuerzos por reducir las emisiones globales de CO2. En contraste, la tecnología de energía solar podría experimentar serios inconvenientes en 2010, debido a los altos costos de los equipos, herramientas e insumos requeridos, a los excesos de su capacidad y a la debilidad de la economía mundial”.

    De otra parte, la computación ligera estará nuevamente de moda y las infraestructuras virtuales de escritorio plantearán un desafío a los computadores personales.

    En lo que respecta a los denominados clientes ligeros serán más tenidos en cuenta que en años anteriores, aún cuando no lograrán superar a sus contrapartes del sector de los “clientes pesados” (thick clients). Durante los próximos cinco años, los clientes ligeros representarán el 10% de todos los computadores de las organizaciones del planeta, perteneciendo la mayoría de ellos a medianas y grandes empresas que hayan decidido realizar la transición hacia la adopción de una infraestructura virtual de escritorio. El concepto de los clientes ligeros puede contribuir a la generación de ahorros directos, al minimizar los costos y aumentar la eficiencia de las actividades de soporte y mantenimiento de la tecnología de la información, y al reducir los costos y tarifas de licenciamiento del hardware requerido.

    Existen otros beneficios menos tangibles que se asocian a la adopción de infraestructuras virtuales de escritorio, dentro de los que se cuentan la movilidad, una mayor productividad, menores costos asociados a la finca raíz, más bajos consumos energéticos y mejores niveles de seguridad. Aquellos en quienes recaiga la responsabilidad de implantar clientes ligeros en las empresas probablemente tendrán que convencer a los trabajadores de las bondades que ofrecen este tipo de tecnologías, enfrentando la resistencia de aquellos que resienten la ausencia de un disco duro local y no aceptan fácilmente la ‘virtualidad’ que conlleva la implementación de tecnologías ligeras en su forma más pura.

    Sin embargo, motivados por la disminución de los síntomas de recesión y por una posible lenta recuperación de la economía, los empleadores podrían considerar que ésta es una buena oportunidad para remodelar las condiciones de trabajo de sus respectivas empresas.
    Giros radicales

    Deloitte vaticina también que un representativo número de decisiones empresariales de compra estarán basadas principalmente en las preferencias de los empleados individuales. Con el surgimiento de los llamados “prosumers” (es decir, consumidores modernos que demandan productos de alta calidad y que son conocedores en profundidad de sus necesidades y de las características de los productos), es probable que un número cada vez mayor de empresas permita a sus empleados elegir sus propios teléfonos, o al menos facilite la mejor integración de los teléfonos seleccionados por los prosumers con las redes corporativas de sus respectivas empresas.

    Los proveedores enfocados en las empresas se verán forzados a cambiar sus técnicas de venta, originalmente diseñadas para acceder a compradores monolíticos cuyas preocupaciones estaban centradas en las empresas a escala. Mientras que los departamentos de tecnología de la información deberán ser más flexibles, las mejores prácticas aún serán necesarias, pues deberán contemplar aspectos tan importantes como la eliminación de los datos contenidos en los dispositivos de los empleados, en caso de que éstos cambien de trabajo. Así mismo, dada la caprichosa naturaleza de los sentimientos de los consumidores, se requerirán procesos que propendan por la reducción de la rotación de productos. El futuro de muchas herramientas de telecomunicaciones y computación empresarial posiblemente implicará un equilibrio entre su injerencia en la vida laboral y personal de los usuarios; a manera de ejemplo, los empleados deberán estar disponibles las 24 horas del día, los siete días de la semana, pero tendrán la posibilidad de elegir sus propios teléfonos inteligentes.

    e-max.it: your social media marketing partner
    Read 27313 times
    Adriana Camargo Gantiva

    Asesora
    Corporación Colombia Digital