Código abierto: los cimientos de la economía digital

Código abierto: los cimientos de la economía digital

“Las organizaciones tienen presiones económicas, de costo, de oportunidad y de flexibilidad, y el código abierto puede entregar soluciones rápidas y efectivas para ello”.

El código abierto puede entenderse como el corazón de la innovación para los emprendedores que están creando organizaciones de base tecnológica y para las grandes compañías interesadas en avanzar hacia mercados cada vez más digitalizados.

Para no ir más lejos, Facebook, Twitter, AirB&B y Uber están basadas en código abierto; hoy sabemos que todas ellas revolucionaron no solo el mercado de las aplicaciones sino que están transformando la economía mundial. A propósito, conversamos con Ricardo Pedroza, Director General de Redhat para la región Andina, Centro América y el Caribe, sobre las perspectivas del código abierto y su aporte en la dinamización de la economía digital.

“El código abierto no es solamente tecnología sino una filosofía, una que involucra la colaboración, la innovación y el compartir”. Esta frase no solo abre el diálogo sino que refleja la visión de una nueva ola de emprendedores y corporaciones interesadas en sacar provecho de los recursos de código disponibles para todo el mundo, pero que también están dispuestas a compartir sus propios desarrollos al entender que hoy el éxito no está en ocultar la raíz de su programación sino en tener una ventaja competitiva que acompañe a las líneas de código.

Actualmente es posible encontrar todo tipo de soluciones de CRM, ERP, big data, analítica e incluso inteligencia artificial basadas en código abierto, libres para ser adaptadas a los contextos particulares de cada organización. “Uno de los beneficios innegables del código abierto es la velocidad de la innovación. Hoy en día hay más de un millón de proyectos de código abierto liberados y avanzando, mientras que es apenas lógico pensar que ninguna organización privada podría tener un millón de proyectos en desarrollo dentro de su portafolio. Además, al ser código abierto, esa innovación no está enmarcada dentro de una única organización, sino que puede ser aprovechada igualmente por otras compañías y por los emprendedores”.

Las áreas gerenciales podrían encontrar una primera alerta para la adopción en el principio de ‘compartir’ que acompaña al código abierto. Si bien es cierto que la base del código es de libre acceso para quienes deseen aprovecharlo, lo cierto es que la magia financiera no se consigue con unas líneas de código sino con un diferencial de negocio claro, entonces ¿por qué no sacar provecho del conocimiento compartido y liberado en las comunidades de código abierto y empezar a construir no desde cero sino desde una base previamente probada por quienes saben del tema?

El uso de código abierto se sigue extendiendo a nivel mundial en todo tipo de organizaciones de todos los sectores; los ahorros son significativos para ellas pero, como lo señala Ricardo Pedroza, “la pregunta es ¿qué están haciendo con los ahorros y cuánto más hubiesen tenido que invertir si lo hubieran hecho de la manera tradicional adquiriendo software? En esas respuestas es donde se encuentra la diferencia en las proyecciones entre el uso de software propietario y de código abierto”, y este sí es un aspecto a considerar por parte del C-level de una compañía.

Siguiendo en el contexto de la economía digital, las empresas hoy más que nunca se enfrentan a la presión externa de la competencia, junto a la presión interna por la eficiencia, este es un “caldo de cultivo para la transformación”, como lo señala el ejecutivo, pero ¿qué tipo de transformación debería darse para que lo digital avance y los negocios sigan siendo rentables?

“No todo es transformable de una forma inmediata, a menos que se inicie una compañía desde cero, pero si se es una compañía existente se trae un legado de soluciones y plataformas preexistentes, en este caso es necesario operar en bimodal: modo 1 (legado) y modo 2 (innovación). Lo que va a diferenciar a las organizaciones en el mediano plazo es el modo 2, que en este caso corresponde al código abierto, porque los legados son tradicionalmente lentos e inflexibles, dificultando el ser tan competitivos como se espera, por eso necesitamos integrar el modo 2 y preparar a las organizaciones para ello, haciendo necesario avanzar hacia los primeros movimientos de bimodal, integrando aplicaciones, arquitecturas y microservicios basados en código abierto, moviendo a las compañías hacia un ‘modo 1.5’ que facilite el paso definitivo hacia el modo 2, innovador y colaborativo”.

Ahora bien, si en principio los cimientos de la economía digital están en la apertura y la liberación del código, cuál es el papel de organizaciones como Redhat en el mercado. La respuesta es simple: respaldo. “Cuando hablamos de código abierto para el mundo empresarial hay otro factor que lo potencia, y es el poder tener los componentes que den la tranquilidad a la organización de que la solución que se está implementando, bajo una filosofía de colaboración e innovación, está debidamente soportada y certificada, incluyendo los niveles de seguridad apropiados. Una vez avanza el proceso corporativo con código abierto, al alcanzar cierta madurez, es necesario contar con el respaldo necesario para garantizar la seguridad, estabilidad y las certificaciones apropiadas, ese es el momento en que organizaciones como Redhat entramos a generar valor”.

Colombia se enruta hacia la economía digital y cada vez más entidades públicas y privadas están migrando hacia la integración de código abierto en sus arquitecturas. “Como país estamos en un proceso de transformación, no solo digital, sino filosófica. Hemos pasado de no contemplar código abierto por una serie de temores infundados, a incluirlo en algunos proyectos; incluso, en los últimos años ya se han dado pasos en relación con políticas internas de uso de código abierto, yendo del ‘experimentar’ con código abierto a usarlo, por principio, en nuevos proyectos”.

Las organizaciones hoy enfrentan desafíos financieros, pero también de velocidad y sostenibilidad de su diferencial innovador, lo cierto es que, como concluye Ricardo Pedroza de Redhat, “el código abierto habilita la integración del pasado, aporta la flexibilidad del futuro, a la vez que prepara el camino de las organizaciones para hacer posible su visión”.



Lea también en Colombia Digital ____________________________________

Cómo la transformación digital puede enriquecer su trabajo y su organización
Transformación digital con capacidad de impactar resultados y fortalecer los negocios.

Gobierno abierto e innovación en el sector público
¿Cómo interactúa el gobierno con sus ciudadanos para tomar decisiones?

e-max.it: your social media marketing partner
Read 2042 times
Corporación Colombia Digital

@colombiadigital

La Corporación Colombia Digital (CCD) es una organización dedicada a promover el uso y apropiación de las tecnologías de información y las comunicaciones, en beneficio del desarrollo social y económico.